Un recurso continuado no es tendencia

Pensaba dejar de lado el asunto, pero me bombardean a diario con el asunto del corte de cabello de la Reina Letizia. Escuché en TV, de una persona de una revista, que los “bobs” redondean el rostro y que será tendencia. En otra leo: “último y radical bob…” ¿Último? ¿Radical?. El “bob” en general, no es tendencia, ni radical y menos último. De hecho es uno de los estilos que más pueden “alargar” un rostro.

Es todo un recurso. No solo en el diseño producido por una asesoría de imagen; en los diseños de peluquería también llevan toda la vida haciéndolos. Me repito: es un recurso. Más allá de las modas.
Aun así no siempre tienen el efecto de redondear. En el caso de la Reina Letizia, absolutamente sí. No es tendencia, porque nunca ha dejado de hacerse. Sea cual sea la tendencia o la moda. Desde Cleopatra hasta Dee Dee Ramone. Redondos, cuadrados, cortos, extra cortos y por encima de la oreja. De todos los tamaños y colores… No, no es lo último. En todo caso, la forma de peinarlo, con ondas, puede ser denominado “tendencia” Y lo de redondear el rostro, a ver, ¿de qué depende un “bob” para alargar o redondear un rostro?

De su longitud. En cuanto alcanza el maxilar inferior lo alarga, siempre y cuando, no se retire del rostro.
De su forma. En efecto el bob no siempre es recto o “cuadrado” también es redondeado (tipo príncipe valiente) en este caso puede ensanchar, que no redondear, el rostro. Además lo más fácil es que lo ensanche en la parte baja. Es decir, puede convertir un rostro en triangular. Casi nada. Se puede apreciar en uno de los estilos creados por Vidal Sasson y que lucía Mary Quant.

Del color del cabello. Si el color del cabello contrasta con el color de la piel, el bob alarga. Si armoniza, piel clara con cabello claro, admito que se produce una “gestalt” de continuidad. No es la mejor manera de ensanchar un rostro y sí de hacer parecer una cabeza más grande.

Del volumen. Si el cabello se peina con volumen, el rostro se redondea. Pero poco se consigue si se plancha. Además el efecto, con mucho volumen, sería estilo 60’s.

De su simetría. O asimetría mejor dicho. Es uno de los cortes que más corrigen óvalos asimétricos muy pronunciados (todos somos más o menos asimétricos, pero lo somos). Al poder dar una longitud diferente en cada uno de los lados, se puede sacar mucho partido a una persona con este problema

IMG_20150511_182508

Si hago esta crítica es por no confundir a la gente. Porque todo lo que se oye y se lee en los medios de comunicación de masas tiene mucha repercusión. La realidad puede ser otra.

IMG_20150424_123140

IMG_20150424_153522