CUÁL ES TU COLOR DE CABELLO PERFECTO

Cuando decides un cambio de color siempre surge la misma pregunta ¿Estaré guapa o me sentará bien?


 

En principio los colores del cabello armonizan o contrastan con el color de ojos y piel. En función de esta conjugación de colores se puede aproximar qué colores son ideales para ti.

Hablar de estos temas en los que se suelen limitar de alguna manera los tipos de personas, hay que contar siempre con un número indeterminado de excepciones. Como fórmula general siempre puedes andar entre uno y dos tonos más claro o más oscuro que tu propio cabello. Y esto lo puedes hacer de una forma completa o sólida (todo el cabello, lo que se llama “teñir) o a través de mechas, reflejos, rayos o cualquiera de las formas en las que decidimos nombrar coloraciones parciales. Obviamente si tienes un cabello castaño oscuro solo te queda una opción a más oscuro, pero muchas aclarando.

Para averiguar cuál puede ser un color que te siente bien, incluso que te favorezca, vamos a diferenciar entre colores de piel, cabello y ojos, en dos grandes grupos: colores fríos o cálidos.

Es muy normal que, si el color de cabello contrasta con el de los ojos y la piel, sea un color favorecedor. A su vez produce un efecto de belleza, digamos, más exótica. Es la belleza en contraste.

Se puede dar el caso también de que algún color armónico con tus ojos y piel, te siente también bien en una forma de belleza más serena. Para este tipo usa la fórmula que describimos antes: aclara u oscurece en la misma gama. Además, desde mi punto de vista y siempre con prudencia, hacer esto es la forma ideal para personas de piel cetrina. Digo con prudencia porque hay tipos de pieles cetrinas más claras y más oscuras y algunas con diversidad de colores de ojos que pueden abrir la gama hacia otras mezclas. Ante la duda usa este sistema.

Vamos a hablar de temperatura de color. En los ojos no es demasiado complicado. Sin embargo, en la piel se producirán dudas debido a la falta de entrenamiento visual para detectar ciertos matices que se producen en los colores de piel.

Vamos a determinar como nos dice la física, qué colores son fríos y cuales cálidos.

Colores cálidos son los amarillos, rojos y naranjas. Con su multitud de variaciones.

Colores fríos son los azules, violetas y verdes.

Respecto a los colores primarios no hay dudas. Con los secundarios se puede relativizar en función de si esos colores tienen carga de un color más cálido que frio y viceversa, más, su claridad u oscuridad. Pero esto lo iremos viendo según vaya surgiendo.

Colores de cabello fríos

Colores de cabello fríos

PERSONAS CON PIELES Y OJOS FRÍOS

Vamos a determinar los colores de ojos fríos:

  • Grises
  • Azules puros
  • Verdes claros
  • Violetas

Estos tipos de ojos además pueden tener “manchitas” blancas, oscuras, doradas y rebordes de distintos tipos de color. Esto produce una relatividad del color percibido. Por ejemplo, verdes con manchas doradas hacen el ojo menos frío. Hay quien incluso a este tipo de ojo lo denomina cálido. Todo dependerá de la cantidad dorada.

Pieles frías:

  • Las muy blancas
  • Rosadas

Así que si seguimos la regla que mencioné antes a estas personas les irán bien los colores de cabello CÁLIDOS para una belleza en contraste.

Los colores cálidos de cabello son:

  • Los dorados
  • Cobrizos
  • Rojizos
  • Incluso los colores medios a oscuros de la gama natural.
PERSONAS CON PIELES Y OJOS CÁLIDOS

Ojos cálidos:

  • Marrones-castaños
  • Castaños con mezcla de manchas verdes
  • Dorados

Las pieles cálidas son:

 

  • Las beiges
  • Anaranjadas
  • Morenas
  • Doradas

 

Aquí la recomendación es colores fríos. Pero termina de leer este post para aclarar algunas cosas sobre este particular.

Colores fríos de cabello:

  • Los acenizados (grisáceos) (toda la gama. Independientemente de cuanto más claro u oscuro sea)
  • Los blancos
  • Los rubios perlados.

¿Quiere decir esto que no puedes usar colores que no estén dentro de tu recomendación? No. Puedes usarlos. Pero procura que no afecten demasiado al rostro. La forma ideal es que sean tipo mechas y que estén disminuidas cerca del rostro.

Sobre los colores fríos del cabello. Todos hemos oído hablar de los colores cenizas. En muchas ocasione pretendemos un color frío sobre un cabello oscuro. Es muy típico lo de “quiero mechas claras pero que no sean amarillas” o “el pelo me queda dorado o anaranjado y no lo quiero”. Para los peluqueros esto es un problema ya que los colores muy oscuros cuando se aclaran, tienden de forma natural a variar hacia estos colores. Cuando es claro o existen canas esto colores fríos son más fáciles de conseguir. Por tanto, es más recomendable la realización de mechas (más fácil de decolorar pequeñas porciones) y en todo caso matizarlas con los famosos “cenizas”

Entiendo lo que las modas marcan. Parece que conseguir colores fríos en el cabello es fácil. No es así. Tampoco digo que no se puedan conseguir, pero depende de la habilidad del colorista.

También es cierto que los colores muy claros y muy fríos te pueden hacer mayor por su semejanza con el cabello canoso.

Por otro lado, se tiende a que las personas de colores de piel oscuras tiendan más a colores cálidos de cabello. Ya dije al principio que se pueden conseguir dos tipos de belleza: armónica y en contraste.

Y para finalizar, esto no son matemáticas. La diversidad de tipologías que existen en el mundo, (somos irrepetibles) pueden hacer que algunos de estos consejos requieran de un estudio más profundo… te recomiendo que en caso de duda consultes a una asesora de imagen o de belleza.