IMAGEN Y DISEÑO DE AUTOMÓVILES

Me gustan los coches que parecen diseñados por chicas.


Veo programas de TV sobre automóviles. Nunca sé si ya lo he visto y ni siquiera sé si he cambiado de canal. Se parecen demasiado. Aun así, hay alguno que sí me llama la atención por su diferenciación: “Top Gear” y “360⁰ Motor”. Creativos, alguno incluso gamberro y con contenidos perfectamente diferenciables de una emisión a otra. Los demás promocionan los mismos coches que, además, y aquí está el porqué de este post, esos coches, de diferentes marcas, se parecen unos a otros de una manera casi paranoica. Hasta los programas parece que se graban en la misma carretera.

Hace ya unos años un gran amigo se presenta a verme con un coche “A” modelo “BC” (por no dar disgustos).

– ¿Qué te parece?

– ¡Ah! Un “A” …

– No.- me responde. Es un “A” “BC”

-Pues a mí me parece igual

– Pero ¿qué dices?… Es un “A” “BC”

– Es un “A” amarillo.

– Tío… No sabes lo qué lleva dentro…

– A ver… te guste o no te guste, lleve lo que lleve dentro, es un puto “A” amarillo.

Entiendo que se haga un coche con una base y luego se pueda elegir diferentes motorizaciones, colores y la tapicería… lo demás, el coche por fuera, es como tantos… se parecen mucho. Ahora ya sé porque solamente me gustan dos o tres modelos de vehículos. Y me da igual lo que lleven debajo del capó siempre y cuando sea suficiente. Total, no me voy a meter con ese coche a hacer carreras.

Creo que el gusto por lo clásico, lo vintage y los programas de coches y motos americanos está en que ves cosas diferentes. Nada se parece a su competidor. Algunas cosas se considerarán horteras, de poco gusto o excéntricas. Pero lo bueno es que cabe todo. Te formas un criterio o te refundas en él.

Hasta tal punto se parecen unos coches a otros que un simple cromado se trata como “lo más” del diseño del total del coche. ¡Qué pena!

La resurrección de modelos de antaño tienen un éxito palpable. El Mini, El WV escarabajo, el FIAT 500… (echo de menos un “remake” del Citroën 2 CV), todos estos vehículos que parecen diseñados por chicas para chicas ¡¡¡Me encantan!!! ¿Quizás hay demasiados hombres en el diseño de vehículos? ¿Es posible que el diseño sólo se ampare en modelos renacidos? ¿Tan mal andamos? Recuerdo que, últimamente, pocas veces he sentido la emoción de la sorpresa en el diseño. Las cuento:

-Cuando mi hermano apareció con el Audi “TT” (creo que corría mucho, que tenía una gran potencia, etc., etc.,) Por aquel entonces íbamos a clase y me recogía por las mañanas. ¡¡¡No podía dejar de mirar cada detalle del coche por dentro y por fuera!!! Era un canto al diseño. Era un diseño conceptual llevado al mercado.

-Cuando vi el nuevo Mini rediseñado.

-Cuando nos dejaron el BMW i8 para probarlo

Es posible que algún otro… pero si no lo recuerdo, malo.

Ya sé que la tecnología es imprescindible en estos días… pero de ahí a que esa sea la diferencia… me parece excesivo. Entiendo que la seguridad es imprescindible. Pero eso debería ser “de serie”, no la diferencia.

Muy pocos coches me parecen “divertidos”. Muy pocos me dejan con la boca abierta. Mucha testosterona y poco diseño. Poco riesgo de diseño. Quizás sea consecuencia de los tiempos que vivimos. Todo se parece demasiado en el mundo de los hombres. Es más divertido el mundo de las chicas. Se valora que el interior sea de cuero con pespuntes en rojo… ¡¡¡Pero ¿solo hay cuero negro?!!!

Los interiores austeros y minimalistas solamente me parecen bien para facilitar la limpieza. Pero es una manera de no romperse los cuernos. Me harta ya el salpicadero “limpio” y “funcional… “si quisiera solo lo funcional, mejor me voy en transporte público.

Es una opinión personal. Es mi “leitmotiv”, que todo ha de ser divertido, útil, bello e inspirador… y salvo las excepciones que he nombrado y algún diseño de marcas italianas, lo demás es más de lo mismo.