SHAG, BOB, LONG BOB, SWAG, PIXIE…

A veces, la innovación, solamente es un nombre.


Los nombres de los cortes de cabello existen desde hace mucho tiempo. Incluso existe el corte “universal”. Llamado así cuando el corte de cabello fue “estructurado” según unos patrones que, más o menos, debería cumplir un corte que tuviese varias formas de ser peinado y cuyo máximo esplendor llegó con la “mise en plis” (famoso marcado con rulos o mixto rulos y sortijillas). Y pronto se meterá mano al que nuestras abuelas llamaban corte a lo “garçon” (literalmente del francés “corte a lo chico”) y que tiene el honor de ser el precursor del “bob” de nuca muy corta.

Ahora observo como los cortes de cabello son bautizados cuando antes simplemente se describían. SHAG, BOB, LONG BOB, SWAG, PIXIE, son cortes que se hacen de manera continuada a petición de la demanda. Eso de “melena pero que no pase de los hombros, por debajo de la barbilla, que si unas capas en las puntas, que si desfilado solamente delante, que si todo aquello con flequillo y dentro de dos meses sin flequillo…”

La innovación, más si es escasa, tiene que seguir existiendo. Si no hay nuevo, al menos pongamos un nombre. Con eso será suficiente para alimentar las páginas de revistas y dar cabida a estilistas que pelean por un hueco entre los grandes de la moda.

Corte bob años 60Ahora tú vas a la pelu y te proponen una de estos estilos que has oído nombrar y te animas a que te lo hagan. Y como te descuides sales igual que llegaste, pero con unos centímetros menos. Eso sí, apréndete el nombre porque lo vas a necesitar. Si vas a decir que has estado en la pelu, tu marido igual ni se da cuenta, pero si le dices que ahora llevas un “Swag”, encima se quedará de piedra. – ¿y qué coño llevaba antes? – será lo primero que piense entre sudores fríos pensando que se avecina otra noche sin “cosquillitas”

Así que poneos las pilas con los nombres, porque lo que antes era un ejercicio de “nivel descriptivo” ahora es un “ser bautizado” aunque a ti te parezca lo mismo, y por si acaso… lo es.